Nunca te rindas

Cuando vamos avanzando por el camino hacia nuestros más altos sueños inevitablemente vamos a tener momentos de altos y bajos. Los altos son momentos de energía, euforia, y alegría, que nos ayudan a avanzar de manera más rápida por nuestro camino; en cambio, los bajos son momentos difíciles donde es posible quedarnos atrapados, perdiendo tiempo y energía en pequeñeces que no nos ayudan para alcanzar nuestra meta. 

Es cierto que los momentos difíciles existen para aprender y luego de salir de ellos contaremos con un conocimiento valioso para el resto del camino; sin embargo, cuando las cosas se ponen difíciles y entra en nuestra mente el pensamiento de que no somos capaces, la opción de rendirse empieza a cobrar fuerzas, y muchas veces simplemente levantamos las manos y decimos “No más!”. 

Arropate con esos malos momentos porque te darán la fuerza y el calor que necesitas para salir a triunfar en esta vida. Anímate!!!


Pages